Denuncias falsas en medicina

Si bien es cierto que la mayoría de las denuncias que se realizan contra médicos y centros sanitarios son reales, tampoco podemos obviar que hay un pequeño porcentaje de acusaciones formales contra ellos que no lo son.

Lamentablemente, existen denuncias falsas en el ámbito de la medicina que pueden condicionar el ejercicio laboral de los profesionales de la salud, una situación que vuelve inseguro su día a día, ya que muchas veces terminan actuando con miedo a la posibilidad de que sean señalados por algún delito.

El caso es que, incluso cuando generalmente logran deshacerse de esas acusaciones, atravesar un proceso no es sencillo desde el punto de vista psicológico, y puede llegar a perjudicar el desempeño de su trabajo.

 

Nadie está exento de las acusaciones

Desde Hidalgo Fernández Abogados tratamos de visibilizar estos riesgos que, aunque son comunes dentro de los ámbitos sanitarios, consideramos que deban ser conocidos por todos los usuarios de la sanidad (tal vez, para comprender mejor por qué en ocasiones los profesionales sanitarios tienen ciertas actitudes).

En caso de que seas profesional de la salud, probablemente no necesitas que nadie te cuente cómo se vive ciertas situaciones. Sin embargo, déjanos decirte que, si te ves envuelto en alguna acusación, es indispensable que cuentes con el asesoramiento de un abogado con conocimientos y experiencia en la materia; lo afirmamos con conocimiento de causa, con muchos años de experiencia en juicios defendiendo a médicos inocentes y víctimas que atienden al promedio de tres reclamaciones que recibe cada profesional a lo largo de su carrera.

Los ejemplos son abundantes, y no sólo se resumen a lo que es el desarrollo de la actividad propiamente médica. Están los juicios en los que se acusa a un médico de haberse extralimitado en el reconocimiento de las lesiones con las que un paciente acudió al centro sanitario, asegurando el denunciante que el mismo aprovechó dichas circunstancias para tocar “más de lo que hacía falta”, atentando así contra su integridad.

Este supuesto es uno de los tantos en los que el médico debe ponerse inmediatamente en contacto con un abogado en Derecho Sanitario y de la Salud para que pueda defender sus intereses, tras plantearle cómo han sido los hechos, qué pasó y qué no pasó en la consulta, como así también todos los detalles que pudieran ayudar a que su honor no quede manchado.

 

¿Qué se puede hacer entonces?

Por increíble que parezca, es habitual que los profesionales de la salud atraviesen juicios de varios meses hasta poder demostrar su inocencia, período durante el cual centrarse en sus obligaciones resulta complicado.

Lo mejor, ante estos eventos, es dejar la continuidad del juicio en manos de un abogado que conozca los detalles imprescindibles de la ley, y evidenciar a quien acusa, desestimando la injuria que lleva adelante.

Especialmente si estás comenzando tu carrera médica, o estás próximo a iniciarla, tienes que ocuparte de dar con un abogado que te genere la confianza suficiente como para delegarle esos asuntos. Nosotros podemos ayudarte.

Deja un comentario